¿ES POSIBLE EL CRISTIANISMO DEL SIGLO PRIMERO EN EL SIGLO VEINTE?   
   

De vez en cuando se comenta que la súplica de restaurar el cristianismo del primer siglo en nuestros tiempos no es válida. Hay personas y publicaciones que sostienen que los modelos del Nuevo Testamento nunca fueron dados para que existieran más allá del primer siglo. En una época en que abundan aquellos que buscan la "liberación", caminando por la orilla sin apartarse completamente de la hermandad, hay muchos que ni siquiera piensan que "restaurar el cristianismo del Nuevo Testamento" sea algo deseable.

La súplica de la restauración ha sido bien definida muchas veces. Haciendo un intento de resumirla en pocas palabras, quedaría de la siguiente manera: Tratamos de medir nuestra fe y práctica de acuerdo a la Biblia. Teniéndola como nuestro credo y medida, la usamos como plomada para enderezar nuestras paredes. Creemos que Dios en las Escrituras, por medio del Espíritu Santo, dio sus requisitos para la iglesia; de manera que usamos las Escrituras para modelar la iglesia. Hacemos las cosas bíblicas en las maneras bíblicas. Tratamos de hablar donde la Biblia habla y guardar silencio donde la Biblia no habla. Intentamos producir hoy una iglesia idéntica a la que encontramos en el Nuevo Testamento.

El párrafo anterior no tiene el propósito de establecer un credo; es un intento de describir en qué consiste la súplica de la restauración.

Hay un número cada vez mayor de personas que creen que el modelo del Nuevo Testamento fue dado únicamente para la iglesia del Nuevo Testamento y que su utilidad tuvo su fin en esa generación. Sostienen que la estructura y modelo del Nuevo Testamento cesaron de satisfacer las necesidades de la gente y que el "espíritu liberador" de las eras más progresivas demanda nuevas leyes y nuevas estructuras para mantenerse al día.

Sin quererlo, hay muchos en la iglesia que están a punto de repudiar a la Biblia misma junto con la súplica de restauración. De acuerdo a esto, la súplica de la restauración es una cosa mientras que el cristianismo del Nuevo Testamento es otra cosa. Podemos hacer de la restauración un fetiche que sería tan cismático como cualquier otro credo sectario. Sin embargo lo que la súplica subraya - un retorno a los principios del Nuevo Testamento - es válido. Dios nos ha dado, por medio de su revelación, el diseño y la estructura para la iglesia y un diseño y estructura para andar bien delante de Dios. Si uno deja uno, bien puede dejar el otro también. Si el modelo de Dios para la iglesia fue dado solamente para el primer siglo, y no tiene aplicación para hoy, entonces el modelo de Dios para el carácter, la moral, y el servicio el prójimo tuvo aplicación solamente en el primer siglo y no tiene importancia para nuestro tiempo. Si no, ¿por qué no?

Todo lo que Dios hace a través de nosotros, lo hace de acuerdo a su revelación. En nuestro perverso mundo tratamos de restaurar la moral de la Biblia. Decimos que esto es el cristianismo. Si hemos de retornar a la Biblia para encontrar los modelos éticos ¿por qué no hemos de sentir la obligación de retornar a la Biblia para encontrar modelos doctrinales y modelos de adoración? Si podemos dejar a un lado un modelo, ¿por qué no hacemos lo mismo con los demás?

La jerigonza ecuménica que algunos abogan en cuanto a concentrar nuestra atención en el ministerio de la iglesia, en los terrenos áridos de nuestros tiempos, uniéndonos según "el factor de Cristo" es una manera subjetiva que carece de defensa. No hay duda que hay muchos que honran de labios a Jesús pero cuyos corazones están lejos de él; y esto es lamentable. Pero es tan malo honrarle solamente de labios como lo es ignorar su voluntad según es expresada en su Palabra.

Repudiar la validez de la restauración es un rechazo de, ya sea la toda-suficiencia, o la universalidad de la revelación de Dios. La Biblia es hecha una obra local para una situación local. Su importancia es limitada al Nuevo Testamento. Si esto fuera verdad, ¿de qué nos serviría la Biblia el día de hoy? Si la súplica de restauración no es válida, entonces la Biblia no es válida, porque la súplica consiste en restaurar la Biblia a su propio lugar en nuestros corazones y nuestras vidas.

- Reuel Lemmons

La Voz Eterna, Julio 1978

"Mas no ruego solamente por éstos, sino también por los que han de creer en mí por la palabra de ellos, para que todos sean uno; como tú, oh Padre, en mí, y yo en ti, que también ellos sean uno en nosotros; para que el mundo crea que tú me enviaste" (Juan 17.20,21).

sm


Índice de Estudios

(Pasajes bíblicos tomados de la Biblia Reina-Valera Revisada ©1960 Sociedades Bíblicas en América Latina. Copyright renovado 1988 Sociedades Bíblicas Unidas. Utilizado con permiso.)

Copyright © 2002 La Voz Eterna

Reservados todos los derechos